Consejos para el cuidado de nuestros oídos en verano

No te pierdas nuestros 10 consejos para cuidar tus oídos este verano.

LA HIGIENE

1- Realiza una correcta higiene de tus iodos.

 

Realiza una higiene diaria de tus oídos, te ayudará a mantener tu nivel auditivo y evitar problemas.

 

2- Nunca utilices bastoncillos ni otras cosas para limpiar el conducto auditivo.

La cera que produce el oído, es un sistema de protección de nuestro sistema auditivo.

Puedes utilizar bastoncillos para limpiar el pabellón auditivo, pero no introducirlos en el canal porque puede llegar a causar lesiones importantes y crear tapones.

Tampoco introduzcas palillos, ganchos ni nada parecido con la intención de extraer el cerumen, ya que podrías incluso sufrir una perforación del tímpano.
 
 

El cuidado de nuestros oídos en medios acuáticos

3- Elimina siempre la humedad en tus oídos.

Es en esta época cuando existe mayor exposición de nuestros oídos a ambientes húmedos.

Después de bañarte en la playa o en la piscina, asegúrate de secar bien tus oídos para evitar infecciones o inflamaciones como por ejemplo la otitis.
 
 

4- Entrar lentamente en el agua.

No sometas a tus oídos a cambios bruscos de presión en el agua.

¿Sabías que, a partir de 2,1 m. de profundidad, debes compensar la presión de tus oídos?

En un descenso rápido, más allá de esa profundidad, puede ocasionar lesiones dolorosas que nos alejarían de esos placenteros baños por un tiempo.
 

5- Evita siempre bañarte y practicar submarinismo con otitis o con algún tipo de molestia en los oídos.

Cuando padecemos otitis, la exposición a medios acuáticos puede empeorar este tipo de afecciones a largando nuestro tiempo de cura o empeorando el diagnostico.

Si tienes molestias, evita también los baños en mar y piscina y visita un centro auditivo para una revisión.
 
 

RUIDOS

6- Mantén la distancia con fuentes de ruidos intensos.

En verano, solemos realizar actividades en entornos altamente ruidosos.

Alejarse de los altavoces y fuentes de ruido intenso, evitará problemas como por ejemplo la fatiga auditiva.
 
 

7- Utiliza protección como tapones o cascos.

La utilización de tapones, nos permite divertirnos evitando sobre exponer a nuestros oídos a ruidos intensos.

Existen varios tipos de tapones que atenúan el ruido en mayor o menor intensidad. Dependiendo del tipo de ruido al que nos vallamos a someter, utilizaremos unos u otros.
 
 

 8- El uso de los auriculares

Limitar el tiempo de uso y mantener un volumen adecuado, protegerá a nuestros oídos de lesiones.
 
 

COMO CUIDAR LOS OÍDOS EN LOS VIAJES

9- Evita la exposición a fuertes vientos.

El aire, es otro de los factores que puede perjudicar nuestra salud auditiva.

Trata de no ir mucho en el coche con las ventanillas bajadas por completo o utiliza protección si realizar viajes en coches descapotables.

Una exposición de los oídos a vientos fuertes, puede crear inflamaciones y molestias que  podemos evitar siguiendo este consejo.
 
 

 10- Compensa la presión en tus oídos en viajes en avión.

Cuando despega o aterriza el avión, se produce un cambio en la presión que se debe compensar en nuestros oídos.

Esto también pasa cuando realizamos viajes en coche que suponen un incremento o disminución de la altura respecto al nivel del mar.

Cosas como, por ejemplo, masticar chicle o bostezar, les ayudan a nuestros oídos a realizar esa compensación de la presión.

 

 

 

 

Fuente: Audiotechno